jueves, junio 13, 2019
Home > Sexualidad > En México, se registra un alto índice de insatisfacción sexual

En México, se registra un alto índice de insatisfacción sexual

Según estimaciones del Instituto Mexicano de Sexología (Imesex), 50% de las parejas del país experimentan insatisfacción sexual, lo que de alguna manera se constituye, por sí mismo, como un problema de salud debido a que tiene repercusiones sobre el equilibrio mental, genera malestar en todos los ámbitos de la vida y puede ser causa de rupturas.

Por: Karina Galarza Vásquez

De hecho, se ha reportado que existe anorgasmia en más del 40% de las mujeres, eyaculación precoz en más de dos terceras partes de los varones e incremento en el número de trastornos del deseo sexual.

“Las relaciones íntimas de la población mexicana duran, en promedio, cerca de nueve minutos, mientras que la media mundial es de 17.9, lo que evidencia que la calidad de su sexualidad erótica es bastante pobre y debe ser abordada desde la disfuncionalidad, refiere el doctor Juan Luis Alvarez-Gayou, quien se desempeña como director general del Imesex.

No es necesario saberse el Kamasutra para conseguir mayor disfrute en las relaciones sexuales. La satisfacción sexual depende muchas veces del poco lugar que dejamos en nuestras vidas para el romance y el sexo.

Orígenes
Las causas del alto índice de insatisfacción sexual en México se clasifican con base en dos aspectos. El primero se refiere a los estereotipos de género, que consisten en “etiquetar” a mujeres y hombres con ciertas características, lo que impide la comunicación con la pareja porque, de antemano, en la mente se crean las posibles respuestas que supuestamente ofrecerá al hacerle alguna petición (todas ellas negativas) o por temor a que piense mal de nosotros.

El segundo, incluye la falta de educación en sexualidad, pues algunos sectores de la población desconocen cómo funciona su organismo y, desde luego, lo que se necesita para sentirse pleno.

Dicha situación suele agravarse debido a que la sociedad imparte desde la infancia cierta instrucción que niega la sexualidad femenina. “Asimismo, el hecho de que un hombre termine muy rápido el acto sexual también responde al tipo de cultura imperante, mediante la cual se les inculca que ellas no tienen derecho a sentir placer”, comenta el connotado sexólogo.

Investigaciones
Especialistas del Imesex decidieron investigar lo que cada género considera importante para calificar como bueno a un encuentro sexual, y en los resultados de su estudio se aprecia que el amor y la comunicación parecen ser igualmente importantes para mujeres y hombres.

Esto último refleja la importancia que los participantes le otorgan al ámbito afectivo en los encuentros íntimos, siendo de menor peso el placer; asimismo, otro hallazgo interesante fue que ellas y ellos califican como fundamental a la ternura.

El estudio efectuado por el Imesex incluyó a 204 personas, a quienes se les pidió escribir en una columna, por orden de importancia, diez “elementos” que consideran necesarios para tener un acercamiento erótico satisfactorio. “El aspecto más relevante para las mujeres fue la existencia del amor, que en el caso de los varones ocupó el segundo lugar. Entre las diferencias significativas podemos mencionar que parecen tener mayor peso las caricias en ellas (33.56%) que en ellos (27.96%)”, detalla el doctor Álvarez-Gayou.

En general, se pudo apreciar que los componentes básicos para lograr un encuentro erótico satisfactorio incluyen al amor, la comunicación, las caricias, la confianza, la entrega, la libertad, la ternura, la satisfacción, el orgasmo y el respeto.

Asimismo, la seducción y el deseo pueden catalogarse como relevantes para ambos sexos, toda vez que con el paso del tiempo sus relaciones se tornan cotidianas y automáticas, perdiéndose la creatividad y el entusiasmo por experimentar cosas nuevas.

“Una buena relación sexual se fundamenta en la comunicación, la cual es escasa entre las parejas de nuestro país; prueba de ello es que los individuos no acostumbran expresar lo que les agrada y desagrada durante los acercamientos íntimos porque sienten vergüenza. Por otro lado, también sucede que si una mujer le pide al varón que la acaricie con más delicadeza, él se enoja y se siente criticado. Por dichas razones, es primordial educar a la población, en particular haciéndoles entender a los varones que nadie es experto en el cuerpo de los demás y que solemos tocar a la contraparte como a nosotros nos gusta, sin reparar en si le parecerá placentero o no”, explica el director general del Imesex.

¡Cuidado!
Partiendo de la base que el orgasmo femenino es descrito como un repentino estallido de placer a nivel del clítoris, que luego se propaga por todo el cuerpo desencadenando diversas contracciones involuntarias en la musculatura y, en ocasiones, llega a generar pérdida de los sentidos por escasos minutos, para el experto es preocupante que diversos estudios revelen que 80% de las mujeres que habitan regiones rurales y más de 40% de quienes viven en zonas urbanas nunca o casi nunca hayan experimentado la sensación descrita.

“Sin ánimo de alarmar, tal situación genera en ellas una importante fragmentación de sus vidas y conflictos psicológicos, como ansiedad y depresión. Por otra parte, la eyaculación precoz puede desencadenar, a largo plazo, imposibilidad para mantener una erección”, advierte el doctor Álvarez-Gayou.

Las relaciones eróticas han trascendido su función biológica y tomado diferente sentido al constituirse como la forma de encuentro más íntima entre dos seres, y en un espacio donde la expresión afectiva y la comunicación pueden alcanzar el máximo nivel de intensidad. “Pero es fundamental fortalecer la educación sexual en México, sólo así podrán modificarse los estereotipos de género y habrá menor necesidad de terapeutas”, puntualiza el entrevistado.

Manos a la obra
Cuando se piensa en volver a recrear el placer sexual, se toma en cuenta sólo la posibilidad de alcanzar orgasmos más intensos, o con más frecuencia. Esta es una manera maravillosa de gozar del sexo, pero si se convierte en la única cuestión, no se estará abordando el camino adecuado. Por tanto dale su justa importancia a los siguientes elementos:

Salud física. Mantenerse libre de infecciones de transmisión sexual, así como tener un buen funcionamiento del sistema cardiovascular, ayudan a mejorar el desempeño sexual. Es necesario acudir a revisiones médicas de rutina para saber si todo está en orden y en el caso de existir alguna enfermedad, ésta podrá ser tratada de manera temprana.

Planear los encuentros íntimos. Muchos podrían pensar que esto quitaría romanticismo al momento, pero si no hay tiempo (sobre todo cuando hay hijos de por medio) no habrá nada. Para mantener una relación de pareja satisfactoria, es muy necesario tener encuentros íntimos que aumenten y mantengan nuestros lazos.

Pedir lo que nos gusta. No temas en platicarle a tu pareja todo lo que deseas probar; la contraparte podrá acceder o no. No obstante, el vínculo de confianza se reforzará y seguramente surgirán otras cosas que les complazcan a ambos.

Ser creativo. Existen numerosas técnicas y acciones que pueden incrementar la vitalidad de la vida sexual, como masajes, juguetes, lencería o videos. Atrévete a experimentar en nuevos escenarios y descubre otras formas de dar y obtener placer.

Valorar las sensaciones. En nuestra cultura, las ideas sobre en placer sexual tienden a estar demasiado focalizadas en el estímulo genital y el desbloqueo orgásmico, por lo que con frecuencia, se menosprecian otras experiencias muy sensuales, las cuales son simplemente consideradas como “caricias”, o preludios para lo “realmente importante”. Sin embargo, las personas que más conformes están con su vida sexual, son las que le dan importancia a ambas cuestiones.

Fomentar la comunicación y la confianza en la relación de pareja es esencial para tener vida sexual sana por mucho tiempo.

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.